La Escuela de Fonoaudiología UCSH tituló a su primera generación de egresados

Siete estudiantes recibieron sus certificados profesionales en la pasada ceremonia de titulación de la UCSH.

En la reciente ceremonia de titulación de la Facultad de Ciencias de la Salud, realizada el viernes 25 de mayo, siete alumnas, recibieron de manos de la directora de la Escuela de Fonoaudiología, Dennis Navarro, el título que las certificó como la primera generación de profesionales de la carrera en la UCSH, quienes iniciaron sus estudios en 2014.

Según detalla la directora, además de las estudiantes otro grupo se encuentra culminando su carrera este semestre, y se titularán en noviembre de este año.

En su relato, la directora expresó su satisfacción por este acontecimiento: “Tuve la fortuna de conocer esta primera generación en 2016, ellas estaban haciendo el cuarto año de la carrera, y comenzaron con la experiencia de las prácticas tempranas. Luego, en quinto año hicieron su práctica profesional, y obviamente ahora verlas tituladas es un orgullo legítimo para mí, el recibir y acompañarlas en este proceso final. Evidentemente, ser la primera generación, implica que hay una etapa de muchas pruebas, y es lo que vivieron mis colegas anteriores, el poder tener una generación que tuviera el sello nuestro, que es comunitario, social, que impregna los valores salesianos y el enfoque que nos legó del Cardenal Silva”.

“Creo que algo que logramos con esta generación fue justamente plasmar ese sello en el trabajo a la comunidad, y que todas las experiencias que ellos tuvieron a nivel práctico fue orientado principalmente al trabajo con la población vulnerable. Además, seguimos trabajando con algunas chicas en la denominada Clínica Fonoaudiológica que hemos inaugurado recientemente, donde ellas están jugando un rol fundamental en el trabajo de voluntariado. Hay algunas estudiantes que nos han colaborado en ese proceso, han estado realizando también otras actividades con nosotros por la vinculación que queremos tener con nuestros egresados desde ahora, para no esperar a la acreditación”, señala la directora de la Escuela.

En el enfoque comunitario es donde nosotros hemos podido plasmar nuestro sello, que apunta a atender a los sectores menos favorecidos, en una labor más amplia, abarcando una población numerosa de todo el ciclo vital, que incluye desde niños hasta adultos mayores. Por lo tanto, como nuestra visión y misión de la facultad indica que somos comunitarios, evidentemente tenemos que enfocarnos en esa línea”, reflexionó la directora.

La académica explicó que los estudiantes de Fonoaudiología son profesionales de la comunicación, ese es su objeto de estudio principal, por lo tanto, los estudiantes deben en su formación desarrollar muchas competencias genéricas y habilidades blandas que van de la mano con su perfil de egreso y dentro de esa formación brindarle a ellos las oportunidades para desarrollar esas competencias. Además, la directora detalló que la carrera tiene muchas actividades en donde se plasma la vocación de servicio, el trabajo y la vinculación, para lograr que los estudiantes se sientan comprometidos, apostando al servicio como un objetivo, no solo profesional sino como una forma de vida.

“Creo que ese es el sello que tienen nuestros estudiantes, ser consecuentes entre lo que decimos que hacemos como Casa de Estudios y los profesionales que hoy están egresando. Obviamente en ese sentido tenemos mucho que crecer, y las generaciones que vienen van a traer ese sello mucho más marcado, porque ya no hemos consolidado como carrera. Evidentemente en todas estas actividades de vinculación, nuestros estudiantes van aportando desde su perfil, por mencionar algunas de las actividades que hemos realizado en estos últimos años, por ejemplo: el Festival del Cantar, que ya es una actividad que convoca a estudiantes de todas las carreras de la universidad, incluyendo la invitación a funcionarios; la realización de ferias de salud informativas, el servicio de las Plazas Ciudadanas, entre otras actividades de contacto con la comunidad; actividades de A+S (Aprendizaje y Servicio) de índole comunitaria en nuestras asignaturas, y el trabajo con distintos ciclos vitales como hogares de ancianos, jardines infantiles y escuelas”, finalizó la directora de Fonoaudiología.